Descripción del proyecto

ORATORIO DE NIÑOS

El Oratorio de niños lo promovió el  sacerdote escolapio  D. Gonzalo Carbó hace más de 20 años y se lleva a cabo en centenares de colegios y parroquias en España y una veintena de paises de Europa así como América y África.

Es «un itinerario de fe para los niños que les inicia en la relación con Jesús resucitado desde una edad temprana»

Creemos que cuanto más pequeños los niños más capacitados están para dejarse amar por Dios y empezar a amarle

El oratorio de niños es un taller de oración, en el que, con una metodología muy sencilla, pero vivamente eficaz, se ayuda al niño; primero, a que sienta todo el amor que Dios le tiene y, después, a entablar amistad con Él por medio de la oración.

Es algo sorprendente y gozoso a la vez que sencillo, porque los niños están preparados para la intimidad con Dios y en ella saltan fuentes de vida eterna. En el oratorio ocurre lo mismo que en las bodas de Caná; los niños traen agua y el Señor lo convierte en vino.

Se trata de una experiencia de iniciación de los niños al encuentro con Jesús, en un marco y estructura de oración según la intuición de San José de Calasanz de su “oración continua”, como corazón de la experiencia de Piedad (fe) de sus Escuelas Pías. Repristinada esta experiencia hace unos 20 años y acogida hoy en numerosas instituciones eclesiales (colegios, diócesis, parroquias) sigue desarrollándose y creciendo en vitalidad y en extensión

  • Con una pedagogía espiritual – con novedades pastorales y metodológicas y la verificación antropológica de que el desarrollo humano integral de los niños, de la persona en cuanto relación de amor, tiene su alma y fundamento en sus primeras relaciones “sensibles y espirituales” con Jesús en el Espíritu Santo y, por Él, con el Padre, con los hombres y con la creación.
  • Descubriendo la capacidad de los niños en su potencia espiritual – para relaciones teologales, sobrenaturales y hasta místicas, sobre la sencillez de una cierta con naturalidad y espontaneidad: dejado el niño a la relación gratuita con Jesús, vemos que, cuanto más pequeño, mayor apertura y acogida vive del Misterio de Dios, en toda su grandeza.
  • Con una reunión semanal – con tres momentos centrales: Oración del corazón (o de intimidad), Orar la Palabra, Un solo corazón y una sola voz (oraciones en común). Y lo significativo de cada Reunión es la Palabra que se proclama y la Gracia que se suplica y espera… Cada curso tiene un itinerario de reuniones diferentes, según las exigencias y sensibilidades que los mismos niños han ido manifestando.

Ver más

COLABORADORES DEL ORATORIO

ANA CABELLO
ANA CABELLO
Pediatra de profesión…..

¿Quieres contactarnos y mantenerte informado de nuestras actividades?